Carlos Sadness: "Hay que vivir para poder seguir creando"

Carlos Sadness: "Hay que vivir para poder seguir creando"
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE

Carlos Sadness: “Hay que vivir para poder seguir creando”

Por · 22 Abril, 2015
Carlos Sadness: “Hay que vivir para poder seguir creando”
Fotografías: © Gonza Gallego / B-side Magazine
Uso limitado a la difusión del contenido, citando autor y enlazando fuente.

Madrid parece ir a la velocidad de la luz cada comienzo de semana: coches, metro, gente y más gente. Parece una utopía que en días así uno pueda parar el tiempo y sentarse a charlar sobre naturaleza, galaxias, paisajes tropicales y buena música. Más utópico parece si la charla es con Carlos Sadness.

En pleno corazón de Malasaña nos encontramos con él. Un amistoso apretón de manos en la entrada del conocido bar Lolina Vintage, nos acomodamos en sillones de otra época y doy paso a la entrevista con el artista catalán. Recién llegado del Sansan Festival y algo acatarrado, Sadness nos sitúa el punto exacto en el que se encuentra su vida para publicar un disco tan luminoso como lo es La Idea Salvaje. Su nuevo disco es la respuesta a ese crecimiento musical que supuso el lanzamiento y posterior gira de Ciencias Celestes: “el momento clave fue mi primer Arenal Sound. Jamás había visto a tanta gente cantar una canción mía” nos cuenta aún asombrado. Una suma de momentos inesperados que han marcado el terreno personal de Carlos y que se han reflejado en el sonido de su nuevo trabajo, siendo este mucho más ácido y abrupto que su antecesor.

Si Ciencias Celestes se compuso de canciones creadas en un periodo entre cuatro y cinco años, La Idea Salvaje ha nacido en dos. “Algo que hace que las canciones sean más primas hermanas aún, aparte de la unión que les da la historia general del disco”.  Una historia que mezcla con total normalidad y armonía mundos tan distantes como el de la naturaleza y el universo, donde “ese viaje galáctico es una metáfora sobre el distanciamiento que las personas sufren entre sí. Es como si estuviese en una playa paradisíaca y al hacerse la noche la nostalgia lo inundase todo”, explica, haciéndonos ver la conexión que para él tienen estas dos realidades en sus letras. Y es así como se refleja en este último trabajo, con canciones tan alegres como Que Electricidad o En Mis Retinas que conviven en armonía, dejando siempre “un punto de desencuentro sutil” en todas ellas.

Entrevista Carlos Sadness, La Idea Salvaje 3

Entrevista Carlos Sadness, La Idea Salvaje 4

Tanta es su conexión con el mundo tropical que Trinidad y Tobago era en principio el título de este nuevo álbum, nombre de un territorio caribeño que no descarta utilizar para algún proyecto cercano. No sería la primera vez que el catalán se atreve con algún proyecto entre disco y disco. Ya lo hizo hace unos meses con el EP Monteperdido (“pequeño en contenido y muy fuerte en concepto”, asegura), que acabó funcionando bastante bien. “Solo había dos nuevas canciones y recogí un éxito muy similar al obtenido con Ciencias Celestes”, nos cuenta Carlos. La Idea Salvaje no solo tiene un perfil más alegre, sino también más internacional. La producción de Toony Doogan ha sido todo un riesgo: “explicar todas mis letras a alguien que no tiene ni idea de castellano ha sido algo complicado”.

Festivales, productores internacionales, piñas coladas, galaxias y ciervos. Todo englobado dentro de una cultura hipster de la cual se siente tan dentro como fuera al mismo tiempo. “Actualmente creo que la etiqueta indie sirve para tantas cosas, que con que te pongas una camisa con estampado tropical ya estas dentro del movimiento”. Para él es bueno, estar dentro de esta escena musical le lleva a moverse por festivales que solo contratan a artistas que arrastran ciertas etiquetas, aunque toda moda tiene su fin. “Solo espero no sentirme pasado de moda cuando lo indie ya no se lleve. Si esto algún día se acaba yo seguiré contando mis historias como hasta ahora. Ojalá la música sea tan fuerte que sobreviva a toda etiqueta”.

Entrevista Carlos Sadness, La Idea Salvaje 2

Pero no sólo de música se rige la vida de Carlos Sadness, pese a quedarse sin horas en el reloj para sus otras facetas, también se dedica a la ilustración y la publicidad cuando puede. “No soy muy organizado y me gustaría hacer muchas cosas pero también tengo ganas de vivir. Vivir es necesario para seguir creando”. Su piña colada va llegando a su fin y mi entrevista también, que se cierra con la idea más salvaje que Sadness ha tenido nunca: abandonarlo todo por la música. “Aunque cambiarme de nombre artistico también fue bastante salvaje. Había gente que me quería matar” (NdE, Carlos Sadness antes era conocido como Shinoflow), matiza al final. Mientras hacemos algunas fotos dentro del Lolina Vintage, justo en el sillón donde le realizo la entrevista, y en plena calle Espíritu Santo del barrio de Malasaña, me cuenta entusiasmado que le espera un verano lleno de conciertos y la ilusión que le haría poder llevar por fin su música a México. Nos despedimos de él como si de un buen “colega” se tratara mientras se queda recogiéndose el pelo en su ya característico moño. Qué buena filosofía la tuya, Sadness.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »