[Crítica] Tom Petty & The Heartbreakers - Hypnotic Eye. A la altura de la leyenda.

[Crítica] Tom Petty & The Heartbreakers - Hypnotic Eye. A la altura de la leyenda.
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE
[Crítica] Tom Petty & The Heartbreakers – Hypnotic Eye. A la altura de la leyenda.

Tom Petty & The Heartbreakers

Hypnotic Eye

Discográfica:

Warner Music

Año:

2014

9.0

· 16 Octubre, 2014

Inmersos en una época donde los clásicos y veteranos creadores de canciones de todo tipo, reaparecen con nuevos trabajos discográficos sonando más actuales que nunca, Tom Petty regresa para ofrecernos su mejor disco de los últimos años (y de los mejores de su carrera, podríamos añadir). Así, sin paliativos ni medias tintas, nos rendimos ante una obra que está a la altura de la ejemplar carrera de toda una leyenda del rock.   

Las nuevas canciones del músico de Florida conquistan desde la primera escucha, suponiendo un bálsamo de salvación para todos los que aún creen en el rock de raíces desprovisto de artificios y juegos embaucadores. Hypnotic Eye es todo lo que Tom Petty nos ha mostrado a lo largo de años, sin temblarle el puso a la hora de reivindicarse a sí mismo y ofrecernos un soberbio trabajo.

Tom Petty & The Heartbreakers - Hypnotic Eye_foto

El disco arranca (no podía ser de otra forma) con la contundencia de la guitarra del insustituible Mike Campbell. Así, con  American Dream Plan B, Petty y los suyos marcan territorio y dejan claro que han vuelto por sus fueros y que la contundencia no es patrimonio exclusivo de la juventud. Acto seguido nos dejamos atrapar por el contagioso desarrollo de Fault Lines y la majestuosidad de Red River, canción que hará las delicias de cualquier seguidor de Petty y los Heartbreakers, a la altura de sus grandes clásicos. El póker de temas soberbios con los que arrancar un disco, se cierra con la preciosa y elegante Full Grown Boy, deliciosa en todos los sentidos.

Cuatro canciones de alta escuela que justifican la presencia de Hypnotic Eye en cualquier colección que se precie. Pero esto es solo el comienzo, la demostración de de que el estadounidense y su inseparable banda saben conciliar todos sus engranajes para dar unidad a un álbum al que no le sobra nada, como bien demuestran temas como Power Drunk o Burn Out Town. Todo suena a Rock & Roll, en todas sus variantes e intensidades, pero clásico al fin y al cabo, del que disfrutamos con mayor convicción a medida que vamos cumpliendo años y quemando etapas. Tom Petty es un mito viviente, que nadie lo dude. Y más para los que vivimos aquí, que jamás hemos podido disfrutar de una visita suya a nuestro país. Seguiremos manteniendo la esperanza mientras le reivindicamos con discos como este.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »