[Crítica] Stockholm, el pequeño gran milagro

[Crítica] Stockholm, el pequeño gran milagro
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE
[Crítica] Stockholm, el pequeño gran milagro

Stockholm

Director:

Rodrigo Sorogoyen

Reparto:

Javier Pereira, Aura Garrido

Año:

2013

Duración:

90 min.

8.5

· 14 Febrero, 2014

Una fiesta. Chico se fija en chica. Chico hace todo lo posible por conquistar a chica esa noche. “Esta ya la he visto”. No, rotundamente no. Te aseguro que ésta, no la has visto.

Stockholm es, en pura esencia, lo que debería ser el cine: contar una historia. En Rodrigo Sorogoyen no hay pretensiones más allá de hacer llegar al espectador la relación entre estos dos desconocidos, que durante una noche entran en un juego previsible a priori, y demoledor a posteriori. Nada es lo que parece. Como la vida misma. Y esta no-pretensión es precisamente la que consigue atraparte.

De bajo presupuesto, pudo ser llevada a cabo gracias a la creación de una productora propia, Caballo Films -al encontrar cerradas todas las puertas a las que se acercaban a llamar- y por donaciones de amigos, inversiones de particulares y el tan de moda crowdfunding, que hicieron el resto. Presupuesto justo y necesario para sacarla adelante, 13 días de rodaje y como resultado, puro cine. ¿Pequeño gran milagro? Se podría decir que sí, pero no todo es multiplicar panes y peces.

Quizá todas las vicisitudes y dificultades, sumadas al indiscutible talento del equipo de la película, hacen que se tome conciencia de que cada céntimo, minuto y esfuerzo invertido en el proyecto, debía convertirla en lo que es, una joya. Indescriptible la belleza de las calles y tejados de Madrid, que no necesitan ningún tipo de artificio gracias al cuidado de la neutralidad, la naturalidad, tan importante como el uso de los silencios, y a dejar que sean los escenarios los que hablen por sí mismos, como si de protagonistas se tratase. Un guión cuidado minuciosamente, que si bien durante los primeros minutos de la cinta nos parece de lo más evidente y previsible, acaba por envolvernos poco a poco en su juego y cuando queremos darnos cuenta, hemos caído estrepitosa y maravillosamente en la trampa. Demasiado tarde, nos hemos enganchado. Un juego que por momentos pierde el equilibrio, todo hay que decirlo, pero que en definitiva logra llevarnos al lugar preciso donde quieren que estemos.

javier-pereira-aura-garrido-critica-stockholm-rodrigo-sorogoyen

Si a todo esto le sumamos que se habían subido a este carro Javier Pereira y Aura Garrido, siguen sobrando palabras: el primero, premiado por su interpretación recientemente en los Goya, y la segunda, premiada en el Festival de Cine Español de Málaga, lugar donde además, la cinta fue estrenada con grandísimo éxito. La seducción está asegurada. Permítanme insistir en Aura, y pedirles que no le pierdan la pista, porque promete ser muy grande. Su mirada no solo acompaña, sino que dice más incluso que el texto. Algo va a pasar, solo hay que leerlo en sus ojos. Y necesitamos que pase.

En definitiva, Stockholm “no es más” que la historia de un chico y una chica, de una noche y un día, y de cómo las cosas pueden cambiar en un instante. Como apuntaba al principio de esta crítica, tal y como la vida misma. Pero sobre todo, es ejemplo de que cuando un proyecto sale adelante como fruto del empeño personal y es cuidado bajo la conciencia, la responsabilidad y la honestidad, pueden salir adelante milagros como este.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »