[Crítica] La gran estafa americana. La falsedad como arma para sobrevivir.

[Crítica] La gran estafa americana. La falsedad como arma para sobrevivir.
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE
[Crítica] La gran estafa americana. La falsedad como arma para sobrevivir.

La gran estafa americana

Director:

David O. Russell

Reparto:

Christian Bale, Bradley Cooper, Amy Adams, Jennifer Lawrence…

Año:

2013

Duración:

138 min.

7.5

· 4 Febrero, 2014

Basada en el escándalo Abscam en Norteamérica a finales de los 70, la última película del cada vez más en alza David O. Russell nos sitúa en un escenario plagado de falsedad, mentiras, personajes desesperados y grises que tratan de sobrevivir en un sistema podrido pero con un envoltorio dorado.

La película está narrada por la voz en off de la pareja de estafadores formada por Irving Rosenfeld (Christian Bale) y Sydney Posser (Amy Adams). Además de una gran conexión en su relación profesional, ambos también la tienen a nivel personal. Pero Irving está casado con Rosalyn (Jennifer Lawrence) y ha adoptado a su hijo como suyo, el cual es su verdadera debilidad. Cuando el agente DiMasso (Bradley Cooper) los detiene, pretende utilizar sus conocimientos como estafador para capturar a peces más gordos.

American Hustle es tremendamente entretenida, un espectáculo coordinado a la perfección por Russell que juega su principal baza con unas excelentes interpretaciones. Los cuatro actores principales están inmejorables y logran generar una  gran química entre sus personajes. En los cara a cara entre todos ellos se respira un clima de tensión y de extraña atracción. La escena entre Amy Adams y Jennifer Lawrence en el baño es prueba de ello. Bale está extraordinario como el casposo pero extremadamente inteligente Irving, al igual que Bradley Cooper en su papel de policía perdedor. Jennifer Lawrence sigue demostrando la capacidad de cambiar de registro que tiene con un papel que quizás sea el más escandaloso de la función, el cual borda de nuevo. Pero la reina de la función no es otra que Mrs. Adams. Consigue transmitir esa sensación de no saber completamente nada de lo que está pensando, de no saber ni siquiera quien es realmente. Una pena que este año le toque competir en los Oscars con Cate Blanchett. El reparto coral se completa con otra sólida actuación de Jeremy Renner y un impagable cameo de un calvo Robert de Niro.

christian-bale-american-hustle-la-gran-estafa-americana-crítica

Conforme el metraje avanza, la cinta consigue crear ese ambiente de incertidumbre en el que uno no sabe qué esperar de ningún personaje, ni quien va a ser el próximo en engañar a quien. Todo es tan falso como la peluca de Bale, los rizos de Cooper o el acento británico de Adams. Aún así, nos quedamos esperando ese truco final, y quizá cuando llega es algo tarde pues no consigue dejarnos boquiabiertos. Porque es evidente que tiene que llegar. Russell no pretende trascender excesivamente con esta película; aunque es inevitable ese aire a Boogie Nights, (banda sonora incluida) la historia de American Hustle no da para tanto. Y es por ello que su toque más ligero y divertido en muchos pasajes y no tratar de ahondar en la naturaleza de los personajes, de forma que la narración resulte fluida, no sólo es un acierto sino que consigue ofrecernos un más que digno espectáculo en sus dos horas metraje.

La gran estafa americana no es solo una película de actores rodeados de ese tremendamente conseguido ambiente de finales de los setenta. Es una entretenida crítica al sueño americano, a la supervivencia de gente realmente perdedora. Una película de factura técnica impecable que funciona por ser de fácil digestión y por tener un reparto espectacular a la altura de las circunstancias. Muy recomendable.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »