[crítica] Quique González - Delantera mítica (Last Tour Records, 2013)

[crítica] Quique González - Delantera mítica (Last Tour Records, 2013)
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE
[crítica] Quique González – Delantera mítica (Last Tour Records, 2013)

Quique González

Delantera mítica

Discográfica:

Last Tour Records

Año:

2013

9.5

· 26 Febrero, 2013

Puede que el que escribe peque de cierta falta de objetividad al valorar cualquier trabajo de Quique González, no obstante la admiración que le profesa y el seguimiento incondicional de cada paso que ha dado en su carrera, desde que allá por 1998 publicara el prometedor Personal, hacen que le sienta más cercano y afín a él que a cualquier otro artista de este país.

Más de tres años después de Daiquiri Blues, Quique ha regresado de nuevo de Nashville con una brillante colección de canciones bajo el brazo. Ha vuelto a contar con Brad Jones en labores de producción y con reputados músicos de sesión para grabar los arreglos de este Delantera mítica. Sin duda, ha dado en el clavo otra vez, de una manera más certera si cabe y ha parido un disco con mayúsculas, con mayor aspereza que el anterior, pero con la seguridad de que es el camino acertado. Hay menos arreglos preciosistas y un mayor peso de los temas en sí mismos, con todo su fundamento y materia. El noveno larga duración de Quique González es esto:

Como no podía ser de otro modo, Delantera mítica arranca con la voz de Quique marcando el compás de Tenía que decírtelo, el corte elegido como primer single. Un golpe inicial demoledor, con una letra crítica y un espectacular desenlace de guitarra. La salida perfecta, sin titubear. Tras estos casi cinco minutos, llegan dos de las composiciones más importantes de esta nueva entrega. La fábrica, con su adictiva melodía al más puro estilo del autor y, sobre todo, Dallas-Memphis, donde la colaboración con César Pop en la creación de la música (esta conexión se produce en gran parte de las canciones del álbum), dota al tema de una cierta querencia al sonido de la ranchera, convirtiéndose en una de las joyas del disco y, por qué no decirlo, de toda su carrera.

Fotos Quique González 1

Con ¿Dónde está el dinero?, González retoma su vertiente más rockera y volvemos a sentir una letra muy arraigada en los problemas sociales actuales. Es de agradecer que un músico con tanta influencia no mire para otro lado al observar lo que ocurre en el país y trate de ser honesto con su propia mirada a la situación. Parece mentira recoge una serie de versos geniales, una acertada sucesión de imágenes, ¿alguien más podría encajar el gol de Iniesta en una canción sin sonar anecdótico?

Llegados al ecuador del disco aparece la voz de Zahara. La artista jienense participa en Las chicas son magníficas y Me lo agradecerás. La primera es la favorita del propio Quique y, sin duda, se trata de uno de los mejores temas que nos encontramos, con las dos voces empastadas en una magia absoluta, estremeciendo en el fraseo de “temblar, temblar, temblar…”. Pero con la segunda, la emoción es total y frases como “Cuando te vuelva el corazón a tu sitio, me lo agradecerás” hablan por sí solas. Pura belleza.

Y volvemos al rock, de la mano de Viejos capos, el cantautor nos advierte de los ídolos caídos o de los héroes que “no siempre van a estar a la altura” y lo hace referenciando al modelo por excelencia, el viejo Dylan y su Blowin’ In The Wind. Nueva bofetada para, de nuevo, continuar acariciando al oyente con No encuentro a Samuel, preciosa revisión de sí mismo, sincero alegato de la amistad, acompañado de unos embriagadores violines.

Y así, casi sin darnos cuenta, encaramos los últimos cortes. No hagas planes puede ser, tras la primera escucha, la pieza más floja de todas las que componen este trabajo, sobre todo debido a la repetición de esta frase de manera continuada, pero quizás sea ahí donde radica su brillo, porque en posteriores acercamientos, no podemos dejar de adorarla. Por último, cierra el disco la canción que le da título, la propia Delantera mítica, la composición que recoge el espíritu del álbum, sobre todo en lo que se refiere a temática, pues se trata de una letra que habla, de nuevo, de la amistad y el compañerismo, valores universales que recorren todo el minutaje y que, según el propio González, es de lo que habla a fin de cuentas esta maravillosa obra.

Fotos Quique González 2

Como bonus track (de los de verdad, ya que ni siquiera aparece en la contraportada y, en realidad, no pertenece a Delantera mítica, es un regalo), nos encontramos al final del disco con ¿Es tu amor en vano?, genialidad en forma de adaptación al castellano de Is Your Love In Vain? de Bob Dylan. Sobran las palabras para definir esta fantástica revisión. De las mejores versiones en nuestro idioma que se han hecho nunca del genio de Minnesota.

Estos 46 minutos se nos hacen incluso cortos, nos dejan con ganas de saborear más, pero si hay algo en lo que Quique González va ganando con cada lanzamiento es en matices, en pequeños descubrimientos que se hacen después de cada escucha, incluso al recuperar un antiguo álbum suyo después de años. Por eso éste, como en su día lo fueron los demás, es un trabajo de largo recorrido, sin fecha de caducidad.

Quique lo ha vuelto hacer, nos ha regalado un enorme disco (no sería demasiado osado decir que uno de los mejores de su carrera), con el mejor sonido del momento. Está donde tiene que estar, escribe y canta mejor que nunca. Es su momento y, por tanto, también el nuestro. Nunca se fue, de hecho sigue dando forma a la banda sonora de la vida de muchos de nosotros.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »