Julián Maeso - Dreams Are Gone (Sony Music, 2012)

Julián Maeso - Dreams Are Gone (Sony Music, 2012)
B-SIDE MAGAZINE // PARA HABLAR DE ARTE... HAY QUE HACERLO CON ARTE
Julián Maeso – Dreams Are Gone (Sony Music, 2012)

Julián Maeso

Dreams Are Gone

Discográfica:

Sony Music

Año:

2012

9.5

· 26 Julio, 2012

Julián Maeso no es un nombre excesivamente conocido para el gran público, pero tras de sí atesora una encomiable experiencia, bien sea formando parte de bandas como The Sunday Drivers o The Blackbirds, bien sea acompañando en directo a M Clan o Quique González. Curtido músico multiinstrumentista, su experiencia y reconocimiento ha venido casi siempre encontrándose detrás de un órgano Hammond, siendo todo un maestro cuando se dispone a tocarlo.

Su primer álbum en solitario se compone de 19 cortes, dando forma así a un doble CD que nos ha impresionado por su calidad. Dreams are gone es música excelentemente bien facturada, donde el músico toledano propone un viaje por diferentes estilos. El resultado engloba todo lo que supone la música para su autor, los sonidos con los que ha crecido, los que le han inspirado y formado como músico a lo largo de su vida.

Siempre dentro del contexto de la tradición estadounidense y todo lo que abarca el sonido “Americana”, las canciones que encierra este fabuloso trabajo son respetuosos ecos a figuras clásicas como Bob Dylan, The Band o Crosby, Still, Nash & Young entre muchos otros. Julián Maeso ha abandonado temporalmente los teclados para agarrar la guitarra y rendir homenaje a todos los héroes que cualquier amante de la música tiene, los que han forjado la historia del rock.

A la hora de interpretar, la voz suena rasgada, sincera, con cierta tendencia a acariciar el alma. Gracias a los acertados arreglos que parecen llevar las melodías a lugares conocidos dentro del imaginario popular,  nos sentimos en casa, aunque a cientos de kilómetros de aquí, rememorando las películas y discos que nos han hecho crecer, que han formado nuestro espíritu y dado sentido a nuestra vida.

La larga nómina de músicos que participan en este trabajo es interminable, pero conviene destacar que los coros de Angie Sánchez acompañan y complementan a la perfección las descarnadas interpretaciones de Maeso, repletas de melancolía y tristeza, con pequeñas ranuras abiertas para que entre la luz y bañe la penumbra de esperanza. Estamos ante un álbum verdaderamente completo, con pocas fisuras o pliegues sin detallar, de los que dejan al que lo escucha satisfecho y reconfortado, quizás un poco más feliz.

Rock, folk, country, blues… 19 canciones con las que aprender, con las que disfrutar y vivir. Tenemos la suerte de contar en nuestro país con alguien capaz de crear obras como Dreams are gone. Quizás si fuera de la Costa Oeste de EEUU tendría un mayor reconocimiento o repercusión, pero por suerte para nosotros no es así y le tenemos cerca. Tras esta demostración de talento y brillantez, no podemos negar que estamos ante uno de los grandes discos nacionales de este año. Es, desde su publicación, un clásico instantáneo, una obra atemporal de la que sentirse orgulloso.

PUBLICIDAD

Lo más B-side en tu correo

¡Comparte!

Queremos conocerte mejor... »